Prueba de Alcoholemia con Etilómetro

Abogados Juicio Rápido por Alcoholemia

Nuestros abogados especialistas en juicio rápido por alcoholemia están altamente especializados en las denuncias penales y administrativas por dar positivo en un control de alcoholemia. En estos casos una buena orientación a tiempo te puede evitar problemas mayores.

Además, en Mistral Abogados trabajamos solo con Abogados Penalistas pertenecientes al Colegio de Abogados de Madrid, con más de 15 años de experiencia que podrán asesorarte y representarte en caso de que te veas implicado en alguna de estas situaciones:

  • Juicio Rápido alcoholemia.
  • Negarse a realizar la prueba de alcoholemia.
  • Exceso de velocidad.
  • Conducir sin carnet.
  • Conducción temeraria.
  • Delito de abandono del lugar del accidente.

Si te han detenido por alcoholemia, o si estás citado para algún juicio rápido, pide cita con nuestros abogados penalistas de Madrid.


Índice

¿Qué es un Juicio Rápido?

Los juicios rápidos, son aquellos en los que se juzgan hechos punibles en que la Policía Judicial ha detenido a una persona y la ha puesto a disposición del Juzgado de guardia o en que, aun sin detenerla, la ha citado para comparecer ante el Juzgado de guardia por tener la calidad de denunciado en el atestado policial. Son, por tanto, supuestos en que ha habido detención policial o citación policial para comparecer ante el Juzgado de guardia.

¿Cuándo es necesaria la intervención de los abogados para Juicio Rápido?

Si has sido notificado por la policía del lugar, día y hora para acudir a los Juzgados de Instrucción, con motivo de una comisión de un supuesto delito, que debe verse por el procedimiento de juicio rápido, de acuerdo con la Ley de Enjuiciamiento Criminal (LECr).

Previamente, la Policía te ha tenido que informar de las circunstancias de tu acusación y haberte informado de tus derechos, entre los que se encuentra el ser asistido por un Abogado, bien sea particular o de Oficio, etc. (art.520 LECr) dándote una notificación para la asistencia al Juzgado de Instrucción correspondiente, al que deberás acudir con un abogado especialista en el delito imputado, bien sea un delito contra la seguridad vial, por alcoholemia, conducción temeraria, o por cualquiera otro de los delitos que señala la Ley de Enjuiciamiento Criminal, que deben verse por este tipo de procedimientos rápidos.

La asistencia de un abogado especializado en juicio rápido por alcoholemia es muy importante, y en nuestro Bufete de Abogados contamos con los mejores abogados penalistas, con una larga experiencia en juicios rápidos, porque el abogado especializado en alcoholemias juega un papel muy importante en este tipo de juicios, ya que, de este proceso es probable que se obtenga una sentencia firme y por supuesto es esencial contar con el mejor abogado penalista, porque de su dedicación y profesionalidad en el proceso, depende esa sentencia o incluso la ejecución de la misma.

¿Cómo son los juicios rápidos?

No todos los delitos pueden enjuiciarse mediante el juicio rápido. Para poder acudir al juicio rápido, este debe ser iniciado mediante atestado policial.

En los juicios rápidos, como todo procedimiento penal, existe la posibilidad de una negociación previa con el Fiscal, a efectos de reducción de la pena a imponer, que en el ámbito de la seguridad vial, se encuentran tipificados en nuestro Código Penal, art. 379 y siguientes. Este paso previo es importantísimo y la labor del abogado penalista es fundamental, puesto que, entran en juego sus dotes de negociador y su conocimiento especializado en esta disciplina. El Juicio Rápido tiene la peculiaridad de poder terminar durante la misma instrucción en caso de acuerdo, mediante sentencia de conformidad.

No obstante no siempre termina aquí el procedimiento, ya que, en ocasiones es necesario acudir a los Juzgados de lo Penal. Es un procedimiento posterior al juicio rápido, que de no llegarse a ese acuerdo, se convierten en diligencias previas y pasa al Juzgado de lo Penal, para la vista oral o fase de plenario, en el que se acudirán con pruebas, testigos si los hubiera, para defender los intereses de nuestros clientes.

El abogado designado para la defensa tendrá también habilitación legal para la representación de su defendido, no siendo necesaria la intervención de procurador hasta el trámite de apertura del juicio oral. Hasta entonces cumplirá el abogado el deber de señalamiento de domicilio a efectos de notificaciones y traslados de documentos.

¿Qué delitos pueden acabar en juicio rápido?

  • Delitos de lesiones, coacciones, amenazas o violencia física o psíquica contra personas cercanas.
  • Delitos de hurto, robo y delitos de hurto y robo de uso de vehículos.
  • Delitos contra la seguridad del tráfico (el que nos ocupa).
  • Delitos de daños.
  • Delitos contra la salud pública con menor trascendencia penal.
  • Otros delitos relativos a la propiedad intelectual e industrial.

Alcoholemias: ¿Cuándo estamos ante una sanción administrativa?

Se considera sanción administrativa :

  • Hasta 0,5 mg/l de aire espirado (el doble de la cantidad permitida) y conlleva una sanción de 500 € y retirada de 4 puntos del carné de conducir.
  • Entre 0,51 mg/l y 0,6 mg/l de aire espirado y conlleva una sanción de 1.000 € y retirada de 6 puntos del carné de conducir.

Alcoholemias: ¿Cuándo la tasa de alcoholemia pasa de ser una sanción administrativa a un delito?

  • Cuando se supera la tasa de 0,60 miligramos por litro en aire espirado o la tasa de alcohol en sangre es superior a 1,2 gramos por litro, estamos ya ante un delito penal.

Es conveniente tener en cuenta que ya a partir de 0.45 mg por litro en aire espirado, una persona también puede ser conducida a un juzgado de guardia para que le juzguen por un juicio rápido por un delito 379.2 del Código Penal. Esto es porque en los atestados por alcoholemia las pruebas de cargo son dos:

  1. Ticket del etilómetro, es decir, la tasa de alcohol que ha dado el conductor al soplar.
  2. La sintomatología que aparezca reflejada en el atestado policial.
  • Cuando el conductor se ha negado a someterse al control de alcoholemia.
  • La reincidencia es una de las causas por las que se ingresa en prisión, generalmente con penas cortas de 3 a 6 meses.
  • Cuando además conducía sin carnet de circulación o ya se le había retirado previamente.
  • En caso de arrojar una tasa de 0,25 a 0,6 mg/l y haber causado un accidente de tráfico, suelen incoarse actuaciones judiciales pero no por la vía de juicio rápido, pues hay que tasar el alcance de los daños y valorar posibles lesiones.

Alcoholemias: Penas contempladas

Los abogados juicio rápido por alcoholemia negocian con el fiscal para fijar la pena menor.

Cuando se recibe una condena por haber conducido bajo los efectos del alcohol y las drogas no siempre se va a la cárcel. Las penas contempladas suelen ser:

  • Pena de multa y trabajos en beneficios de la comunidad (para personas que no tienen antecedentes).
  • Retirada del permiso de circulación de 1 a 4 años.

La ventaja del juicio rápido por alcoholemia es que si te acoges al beneficio de la conformidad (es decir, que reconoces y asumes los hechos imputados) te podrás beneficiar de la reducción de un tercio de la pena.

En un juicio rápido por alcoholemia y con la conformidad del imputado, el juez dictaría sentencia de conformidad ante el juez de Instrucción y no cabría recurso.

En la mayoría de los casos tu abogado te recomendará aceptar la pena solicitada por el Ministerio Fiscal para poder beneficiarte de la reducción de un tercio de la condena.

Si te han detenido por alcoholemia, o si estás citado para algún juicio rápido, pide cita con nuestros abogados penalistas de Madrid.


¡Pide cita sin compromiso ahora!

Artículos del Blog

Recuperación de Deudas

Hay una serie de pasos que hay que seguir en el proceso de recuperación de deudas, empezando por una simple comunicación entre la parte que debe y el deudor.

Leer Más »

Pide cita sin compromiso. Presencial o videollamada

Puedes comunicarte con nosotros desde nuestro formulario de contacto o escríbenos por WhatsApp o llama directamente al teléfono y te atenderemos encantados.